Los parásitos en los Beagles


Los parásitos en los Beagles

Los parásitos han estado relacionados con los animales de compañía desde hace siglos. A pesar de los modernos esfuerzos, las pulgas todavía complican la existencia de nuestros animales y a nosotros mismos. Los perros se rascan, y las pulgas pueden convertir al perro más feliz en un completo miserable.

La pérdida de pelo y el constante mordisqueo y rascado de ellos mismos es alguno de los problemas; además de la transmisión de tenias y el prurito de toda la familia durante los meses de verano. Existe una amplia gama de productos en las tiendas especializadas para controlar y eliminar las pulgas, y su veterinario seguramente le hará las recomendaciones oportunas. Pulverizadores, polvos, collares, baños, son útiles para combatir las pulgas desde el exterior; gotas y tabletas desde el interior. Comente las posibilidades con su veterinario.

No todos los productos pueden ser utilizados concomitantemente, y algún perro puede ser más sensible que otro a ciertos productos. Los lugares que frecuenta su animal deben ser desinsectados así como el propio perro. Una infestación importante puede exigir un tratamiento múltiple.

Controle cuidadosamente a su perro y revise regularmente su pelaje en busca de garrapatas. Aunque las pulgas pueden cogerse en cualquier sitio, las garrapatas son frecuentes de zonas con arbustos, árboles, campos o césped (como en los campos donde suelen organizarse concursos de obediencia y exhibiciones).

Los perros activos, cazadores atléticos son más propensos a presentar garrapatas aunque cualquier perro que pase puede ser un buen candidato. Recuerde que la enfermedad de Lyme se transmite por garrapatas.

Los parásitos internos, gusanos (lombrices), son potencialmente peligrosos para perros y personas. Los ascárides, las filarias, tenias y anquilostomas son un problema importante. La desparasitación empieza a las dos o tres semanas de edad y continúa hasta los tres meses de edad. Es importante el adecuado cuidado higiénico del entorno y evitar la contaminación con huevos de estos parásitos. Los veterinarios recomiendan las medidas preventivas frente al parásito del corazón (filarias) aunque hay alguna reticencia a la introducción de tóxicos en el organismo de nuestro perro.

Estos preparados diarios o mensuales también ayudan a la regulación de muchos otros parásitos. Comente la pauta de desparasitación con su veterinario. Los ascárides (o lombrices redondas) son una gran amenaza para los perros y las personas. Se hallan en el intestino de los perros, y pueden transmitirse a las personas a través de la ingestión de productos contaminados con heces. La infestación por ascárides puede prevenirse no paseando por zonas con mucha afluencia de perros, eliminando los excrementos y llevándolos de forma responsable (por ley, en muchas ciudades, es obligatorio llevar a los perros atados). La madre puede pasar los ascárides a su camada por lo que es importante tratar a la madre y a los cachorros aunque los análisis fueran negativos antes del parto.

Los anquilostomas, al igual que los ascárides también son un peligro para los perros y las personas. El parásito, cuyo nombre científico es Ancylostoma caninum causa en las personas la enfermedad de la larva migrans. Sus huevos salen al exterior con las heces e infestan zonas arenosas, con sombra.

La larva penetra la piel del perro, y éste queda infectado. Cuando son ingeridos, llegan al intestino, pulmón, tráquea y todo el sistema digestivo. Estos perros sufren de anemia y pérdida de importantes cantidades de sangre en los puntos donde se anclan los parásitos, intestino, etc.

Aunque no es frecuente su transmisión al hombre, la trichuriasis es una de las causas más frecuentes de parasitosis en EE.UU. Este parásito alargado afecta a los intestinos del perro, donde se establece y causa dolor, cólico y diarreas. A menos que se identifique en las heces, son difíciles de diagnosticar. Las formas adultas se eliminan de forma más consistente que las larvas, además que muestran un ciclo de vida poco corriente. Un cuidado correcto de los jardines es importante para evitar la infestación por estos parásitos dañinos. Las tenias son transportadas por las pulgas y entran en el perro cuando éste ingiere las pulgas. Las personas podemos adquirir estas tenias de la misma manera, aunque somos menos propensos a tragarlas. Estudios recientes han mostrado que ciertos roedores y otros animales salvajes han sido infestados por tenias y los perros pueden ser afectados por éstos cuando cazan o ingieren estos animales salvajes. Por supuesto, los perros de caza y los terriers son más propensos a ser infestados por esta vía que los típicos perros de casa o cazadores no motivados. El tratamiento contra las tenias ha demostrado ser muy efectivo, y los perros infestados no muestran signos de molestias ni grandes síntomas. Cuando las personas están infestadas, _sin embargo, el hígado puede quedar gravemente afectado. Una cuidadosa higiene es la principal lucha frente a las tenias.

El parásito del corazón (filaria) es transmitido por mosquitos y afecta a los pulmones, vasos sanguíneos y corazón de los perros. La larva de Dirofilaria immitis entra en el torrente circulatorio del perro cuando es picado por un mosquito infectado. Las larvas necesitan de unos seis meses para madurar. Los perros sufren de pérdida de peso, pérdida de apetito, tos crónica y cansancio generalizado. No todos los perros afectados muestran signos de enfermedad y pueden ser perros portadores durante años antes de manifestar los signos clínicos.

El tratamiento frente a filarias ha demostrado ser efectivo aunque también puede ser peligroso. La prevención como siempre es la alternativa deseable. La ivermectina es el principio activo en la mayoría de productos que previenen la infestación por filarias y ha demostrado ser el más efectivo. Comente con su veterinario qué preparado es el más adecuado para su perro. Los perros suelen empezar a tomar estos preventivos a los 8 meses de edad y continúan durante todos los meses del año, menos en los de invierno.




Califica este Artículo:
0 / 5 (0 votos)




Un comentario en Los parásitos en los Beagles

  1. alicia Dice:

    mi beagle tiene 10 años presenta afectación en la piel alrededor del antebrazo de la patica de forma redonda a perdido el pelo la lesión es liza sangrinolienta y con fetides,estan apareciendo otras lesiones muy cerca de la primera,necesita tratamiento urgente
    gracias
    espero por consejos especializados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *