La limpieza del gato


La limpieza del gato

Un pelaje limpio y sedoso es una señal de que su gato tiene buena salud y está comiendo alimentos nutritivos. A través del aseo y arreglo de su gato, usted puede ayudar al crecimiento y el brillo del pelo.

Los gatos son animales limpios por naturaleza, así que puede que su gato no necesite que usted lo cepille y lo asee muy a menudo, particularmente si tiene pelo corto.

Trate de que su gato se acostumbre y se sienta cómodo con este proceso desde que es pequeño, para que se facilite el realizar esta tarea cuando su gato sea adulto.

Si su gato está acostumbrado a ser aseado y cepillado regularmente, no habrá problemas.

Si su gato o gatito se siente nervioso al principio, trate de pasar algún tiempo jugando con él para que se acostumbre a ser tocado y manejado. Igualmente, permítale jugar con el cepillo o con el peine, para que se acostumbre a ellos y se le pase la ansiedad.

Sea particularmente gentil cuando le peine la cabeza, luego vaya cepillando hacia abajo el resto del cuerpo, la cola y las patas.

Para remover los pelos sueltos del gato, vuelva hacia arriba y pase el cepillo sobre el pelaje.

Su auto acicalamiento diario nos ayuda a saber que se encuentran bien, ya que no hay nada más sintomático de que algo falla cuando el gato se deja o se abandona en estas tareas.




Califica este Artículo:
0 / 5 (0 votos)






Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *