El destete de los Cocker Spaniels


El destete de los Cocker Spaniels

No se puede hablar de una fecha exacta; esta depende, claro está, del estado de los cachorros y de la madre.

Está claro que, si la perra tiene leche y se ocupa de ellos, puede alimentarlos aproximadamente hasta el primer mes. La lactancia no debe prolongarse más, primero por la madre, ya que los cachorros ya tienen dientes y le hacen mucho daño, y segundo porque los cachorros ya deben empezar a comer.

Si la madre aún tiene leche, una dieta sin carne durante un par de días lo suficiente para que se le retire.

Por el contrario, si no tiene leche, si tiene poca, si los cachorros son débiles, o simplemente si no los atiende debidamente, conviene destetarlos lo antes posible, por ejemplo a las dos semanas; lo llevaremos a cabo mediante biberones y con una buena papilla de las que hay para el destete de cachorros.

La diluiremos en agua caliente y opcionalmente le añadiremos leche en polvo, también para perros. Hoy en día en cualquier tienda especializada se encuentran todas las marcas de calidad.

Al principio alimentaremos a los cachorros individualmente y en un platito plano, para que empiecen a lamerlo sin hundir la cabeza, a razón de unas dos cucharaditas de papilla para cada cachorro. Se repite tres veces al día aumentando poco a poco la cantidad de papilla, con arreglo al apetito que tengan. Yo les doy además dos bolitas de carne de ternera cruda, del tamaño de un guisante, que también voy aumentando.

A título orientativo, el cachorro estará bien alimentado hasta los 4 meses con 2 o 3 papillas y la carne. También es bueno añadir a la papilla una cucharada de yogur natural, que le aporta calcio y le ayuda en sus digestiones.

Con esta alimentación no es necesario aportar nada más.

En los cachorros muy atrasados,media cucharadita de aceite de hígado de bacalao puro, que contiene las vitaminas A y D, está indicada contra el raquitismo.

Los cachorros llegan a cansarse de un pienso y aprecian un cambio; conviene hacerlo para que coman al mismo ritmo otro pienso de la misma calidad y características.

Las papillas se mantendrán hasta los 3 o 4 meses; introduciremos poco a poco un buen pienso para cachorros y lo mantendremos aproximadamente hasta el año, con dos tomas al día. A partir del año, lo pasaremos gradualmente al pienso de adultos, con una sola toma al día.

Sin embargo, yo todavía los desteto en parte a la antigua usanza, ya que, si bien utilizo con mucho éxito las papillas y los piensos, no puedo resistirme a seguir utilizando algunos extras, para mí importantes.

Si únicamente vamos a utilizar los piensos, sólo hay que seguir atentamente las indicaciones facilitadas por el fabricante.




Califica este Artículo:
0 / 5 (0 votos)






Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *