Clasificación científica de las abejas


Las abejas se dividen en una serie de familias, sobre todo en función de las características de sus piezas bucales, y de otras difíciles de apreciar sin recurrir a la disección. Aunque en su mayoría tienen una apariencia característica que permite distinguirlas, las subdivisiones fundamentales de la familia Apoidea son las subfamilias.

La familia Colletidae difiere de todas porque su glosa (lengua) es ancha y roma o bilobulada, como las avispas, y han sido consideradas las más primitivas entre las abejas. Son solitarias.

Los miembros de la familia Halictidae reciben a menudo el nombre de «abejas del sudor», ya que algunas de ellas son atraídas por el sudor.

La familia de las Andrenidae se compone de abejas de lengua corta que hacen nidos consistentes en túneles con una serie de ramificaciones que terminan en una o más celdillas.

Una de las principales características de la grande y ubicua familia Megachilidae es el cepillo al transportar el polen situado en la parte inferior del abdomen de las hembras (excepto en el caso de las formas parásitas).

La amplia y diversa familia de las Anthoporidae, o abejas de lengua larga, contiene tres subfamilias.

  • La primera, Nomadinae, está formada por abejas parásitas.
  • La segunda subfamilia, Anthophorinae, contiene un gran número de abejas robustas y peludas que, en su gran mayoría, son solitarias, pero en ocasiones son parásitas o comunales.
  • Casi todas las especies de la tercera subfamilia, Xylocopinae, anidan en la madera o tallos de las plantas, excavando sus propios túneles o aprovechando los hechos por generaciones anteriores.

La familia Apidae difiere de todas las demás abejas en que el cepillo del polen, limitada a la pata trasera, se reduce a una hilera de pelos largos que rodean un espacio libre de la tibia.

Así, pues, éstas son las únicas abeja. en las que la estructura de transporte del polen está formada por largas cerdas curvadas que forman una especie de cesto (corbicula).

La familia se divide en cuatro grandes grupos (tribus).

  • El primero es el de las Euglossini, o abejas de las orquídeas, sólo presentes en los trópicos de América.
  • El segundo grupo, Bombini, contiene sólo los familiares abejorros peludos y los Psithyrus, emparentados con ellos, que son parásitos sociales de los primeros.
  • El tercer grupo, el de las abejas meliferas tropicales, eusociales y sin aguijón (Mellponinae), varía en tamaño desde la más pequeña de las abejas a especies más grandes que las abejas melíferas.
  • El cuarto y último grupo de Apidae es el de las Apinae. Contiene sólo el género Apis, la verdadera abeja mellífera, que a su vez está formada por unas cuatro especies.



Califica este Artículo:
0 / 5 (0 votos)






Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *