Análisis de la mezcla de semillas para canarios

Semillas para canarios

Lo primero que debemos examinar es si la mezcla esta basada en el alpiste, que debe ser su componente principal. El alpiste, cuya proporción y cualidades analizaremos después, es el verdadero «pan del canario», hasta el punto de que antiguamente muchos canaricultores sacaban adelante sus pájaros prácticamente sólo con alpiste, agua y lechuga. En cuanto a la división en semillas harinosas y oleaginosas, pasemos a señalar cuáles son unas y otras entre las que suelen formar parte de las mezclas balanceadas normales. Semillas harinosas: ALPISTE, AVENA PELADA.

Semillas oleaginosas: CAÑAMONES, NEGRILLO, NABINA Y COLZA, LINAZA, SIMIENTE DE LECHUGA. Nota: El empleo de la palabra semilla no es del todo adecuado, ya que cuando suministramos el grano completo, con sus cubiertas protectoras, se trata realmente de un fruto completo. La avena, por ejemplo, al emplearse decorticada, sí sería una verdadera semilla. Repasemos la composición y naturaleza de estas semillas y frutos secos básicos en la alimentación del canario. Los granos harinosos (alpiste y avena) son los frutos secos de dos plantas de la familia botánica de las gramíneas, que suelen denominarse cereales. Es obvio recordar su importancia en la alimentación del hombre.

Alpiste (Fruto de Phalaris canariensis):

  • Agua, 9,7%
  • Proteína, 16,6%
  • Aceites, 6,4%
  • Celulosa, 11,6%
  • Almidón y otros extractivos sin nitrógeno, 49%

Propiedades

Es además rico en minerales, y si reparamos en su alto contenido en proteínas comprenderemos porqué un canario puede vivir alimentado simplemente con este completísimo grano. Sin embargo, la variación siempre es recomendable, no sólo para reunir en un pienso balanceado la mayor variedad posible de principios nutritivos, sino también para estimular el apetito y la satisfacción de los pájaros domésticos.

Avena (Fruto de Avena sativa, desprovisto de la mayor parte de sus cubiertas):

  • Agua, 8,5%
  • Proteína, 11,3%
  • Aceites, 8,7%
  • Celulosa, 1,5%
  • Almidón y otros extractivos sin nitrógeno 68,4%

Propiedades

Reparemos en la gran riqueza alimenticia de este grano, derivada no sólo de su buen contenido proteico, sino también de la elevada proporción grasa. Resulta muy apetitosa para los canarios, que la buscan removiendo el grano para consumirla con preferencia a los demás de la mezcla, tal vez con la única excepción de los cañamones.
La escasez de celulosa (fibra indigerible) se debe a haber sido desprovisto el grano de sus cubiertas.

En algunas épocas, el precio de la avena se encuentra en el mercado muy por debajo del alpiste; por esta razón algunas mezclas abusan de aquélla en perjuicio de éste, lo que sin llevar a ser francamente negativo no es desde luego recomendable, ya que la glotonería con que es consumida la avena, añadida a su buena proporción de aceite, provoca el excesivo engorde en los pájaros. Si observa que la mezcla que ha adquirido contiene poco alpiste y mucha avena, compre además alpiste y enriquezca la mixtura con algo de este grano básico.

Los granos oleaginosos tienen la siguiente naturaleza:

  • Cañamones
  • Se trata del fruto en nuez del cáñamo (Cannabis sativa).

Negrillo

Fruto seco en aquenio de Guizotia oleifera. (Planta de la familia de las compuestas muy cultivada en África. Se conoce también con el nombre de Níger.) Nabina y colza
Semillas de nabo forrajero y colza, ambas pertenecientes a la familia botánica de las crucíferas.

Linaza

  • Semilla del lino, conocida planta textil cultivada por sus fibras y también por su aceite, muy empleado en la industria de las pinturas y barnices.
  • Cañamones
  • Composición
  • Agua, 8% Proteína, 24% Aceites, 28%
  • Celulosa, 14,3%
  • Almidón y otros extractivos libres de nitrógeno, 20,9% Propiedades

Una verdadera golosina para los canarios. La gran proporción de grasa y la voracidad con que los pájaros consumen estas diminutas nueces hacen que su ingestión en exceso conduzca a la obesidad. La bibliografía, y especialmente los autores antiguos, emplean una palabra característica, «ardientes», para designadas.

Nabina y colza

  • Composición Agua, 6,5% Proteína, 17,5% Aceites, 40% Celulosa, 5,5%
  • Almidón y otros extractivos libres de nitrógeno, 26%

Propiedades

Con el nombre de nabina o colza se suele designar a diversas semillas de nabo o colza reales que generalmente van mezcladas con semilla de rábano y otras crucíferas. El sabor de unas y otras, y aun de determinadas variedades, es diferente; por esta razón no siempre los canarios las consumen con deleite. Se dice que estimulan el canto, y puede que haya algo de cierto en esta afirmación, debido al contenido en algunas sustancias estimulantes de la glándula tiroides. De hecho, los criadores alemanes especialistas de la variedad de canto «Roller del Harz» suministran a tos machos en preparación para los concursos una mezcla muy rica en colza, de una variedad notablemente dulzona.

Linaza

  • Agua, 7% Proteína, 25%
  • Aceites, 35%
  • Celulosa, 4,4%
  • Almidón y otros extractivos libres de nitrógeno, 25%

Propiedades

Los canarios muestran poca apetencia por esta semilla, posiblemente debido a su textura, es decir, a su forma muy plana y a su rígida cubierta. Otros pájaros, corno el pardillo común, basan en cambio su alimentación natural en ella. Para evitar este rechazo, puede recurrirse a suministrar la linaza, que es un excelente alimento, quebrantada, tal como procedíamos con los cañamones.

En suma

Ya hemos repasado la naturaleza y propiedades de los principales granos que constituyen la dieta básica de los canarios. Insistimos en su clasificación en dos grandes grupos: harinosos y oleaginosos. Recordemos además que la proporción de oleaginosos no debe exceder del 30%, a lo sumo podríamos elevarnos hasta un 40%, del total de la mezcla.

No solamente podemos ahora interpretar si nuestra mezcla habitual contiene uno u otro tipo de granos, sino también si su abundancia relativa es la correcta y equilibrada.
Estamos también en condiciones de preparar nuestra propia mezcla balanceada, que estableceremos comprando por separado semillas de excelente calidad y mezclándolas en la siguiente proporción:

  • Harinosas: alpiste y avena, 65%.
  • Reparto: alpiste, 45%. Avena, 20%.
  • Oleaginosas: 35% restante.
  • Reparto: nabina y colza, 25%. El 10% restante repartido entre cañamón, linaza y negrillo.

Es cierto que en cada libro encontrará el lector mezclas y proporciones diversas y aun contradictorias. El toque último tiene mucho de personal, y hay que aclarar que las necesidades varían con algunas circunstancias, come por ejemplo el clima o el estado general de salud. Sin embargo, la mezcla recomendada aquí puede considerarse equilibrada y básica, como lo suelen ser también la mayoría de las que se encuentran ya preparadas en el comercio.



Califica este Artículo:
4.50 / 5 (2 votos)


El Tablón gratis de consultas veterinarias de ComoCriar.org



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>