¿Por qué preferir los remedios caseros para perros?

Porque preferir los remedios caseros para perros

En el momento en que trae un perro a casa, se forma un vínculo entre ambos. Los trabajos, entrenamientos y juegos conjuntos le permitirán comprender cómo se comporta y se comunica normalmente su perro. Podrá saber si se encuentra bien o no con una simple mirada. Y lo que es más importante, aumentarán la confianza y el cariño mutuos.

“Por esta razón, cuando se trate de una asistencia sanitaria básica, usted será por lo general su mejor veterinario y, al mismo tiempo, su mejor amigo”, dice Bernadine Cruz, veterinaria de Laguna Hills, California. “La observación, el instinto y la comprensión le permitirán prevenir enfermedades, tratar problemas de salud menores y ofrecer a su mascota una vida larga y saludable”, añade la veterinaria.

A lo largo de su vida, su perro sufrirá problemas como cortes, rasguños, vómitos o suciedad en las orejas. Estas y otras muchas cuestiones se pueden resolver fácilmente con la aplicación de remedios caseros, por ejemplo, untarle las orejas con aceite mineral para asfixiar a los ácaros y aliviar el picor, o frotarle el pelo con zumo de tomate para eliminar el olor. “Muchos amos no se dan cuenta de lo fácil que es aplicar algunos métodos y remedios caseros para que su perro goce de buena salud”, dice la doctora Cruz.

La comodidad del hogar

Un perro enfermo o herido de gravedad requiere un veterinario. Pero si padece lesiones o achaques de poca importancia, tratarlo en casa le resultará más barato y práctico, e incluso puede ayudarle a recuperarse antes.
Los veterinarios respetan y recomiendan muchos remedios caseros, no sólo para tratar algunos problemas de salud habituales como cortes, vómitos y pulgas, sino también para problemas de comportamiento, como masticar y ladrar.

“Su perro confía en usted más que en nadie”, afirma la doctora Cruz. Está acostumbrado a su tacto, a su voz y a su forma de tratarlo. Sabe que si usted está tranquilo, él también debe estarlo. Y si su perro está tranquilo, le permitirá hacer cosas que no le gustan mucho, como cortarle las uñas, limpiarle los oídos o curarle pequeñas heridas o rasguños. “En ese caso estará mucho menos nervioso de lo que estaría en manos de un desconocido”, explica la doctora.

“Otra ventaja de atender a su perro en casa es que, al ahorrarse ese viaje al veterinario, evitará vivir una experiencia desagradable”, dice Peter Eeg, veterinario de Poolesville, Maryland. Por muy confortable que sea el aire que se respira en ella, la consulta está llena de objetos y olores desconocidos y extraños. A los perros enfermos cualquier tipo de agitación puede provocarles una mayor ansiedad. Además, en algunas ocasiones los perros tienen recuerdos desagradables de experiencias pasadas y sólo con detenerse ante la consulta del veterinario pueden llegar a rememorarlas. “Esto puede hacer que su perro se niegue a colaborar en lo más mínimo”, dice el doctor Eeg.

Los perros se sienten mucho más relajados en un ambiente familiar, donde algunos procedimientos sencillos, como vendar una herida, se convierten en una tarea menos complicada. La reducción del estrés posee otra ventaja, ya que la tensión y la ansiedad pueden aumentar el ritmo cardíaco y la presión sanguínea hasta acabar con su vida. A decir verdad, los efectos del estrés pueden ser casi tan perjudiciales como cualquier otra enfermedad. “A la larga, la confianza entre su perro y usted se traduce en una asistencia sanitaria inmejorable”, afirma la doctora Cruz.



Califica este Artículo:
0 / 5 (0 votos)


El Tablón gratis de consultas veterinarias de ComoCriar.org



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>